Ortega y Gasset y Juan Carlos Agulla, afirmaron de manera no caprichosa: La clave para impulsar el cambio es el concepto de "Ideario"

Los conceptos no son verdaderos ni falsos,

son más o menos útiles. Ely Chinoy


La introducción merece destacar que las ideas que aquí se incluyen fueron formuladas por el sociólogo Dr. JuanCarlosAgulla argentino, nacido en la ciudad de Córdoba, discípulo de Ortega y Gasset y hasta el año 2003, mi maestro.

Agulla decía que las personas que hablamos castellano tendríamos que reflexionar mucho antes de utilizar el concepto de IDEOLOGÍA. Pareciera que es más útil el de IDEARIO. Me pasa todo el tiempo que cuando escucho que alguién explica, por ejemplo, "tendríamos que ponernos de acuerdo con esta ideología", o "no es necesario compartir la misma ideología", tengo ganas de explicar que es mejor usar la palabra ideario. Pero, no lo hago. Resulta poco práctico la mayoría de las veces. Interrumpe el hilo de la conversación. Distrae con algo que parece demasiado intelectual o abstracto, resulta inclusive algo pedante.

Pero, me pareció una buena idea escribir aquí lo que aprendí sobre el concepto de ideario para que otras personas lo usen y eventualmente compartan conmigo aquello que les parece positivo en cuanto a su práctica concreta. Construir un ideario es algo muy poderoso. Permite llevar los valores a la acción.


Don José Ortega y Gasset y el Concepto de Ideario

Históricamente ya en la época de Napoleón la división entre las personas de ideas y teorías en oposición a aquellas dedicados a la acción y a la práctica daba como resultado una feroz crítica hacia las primeros. De hecho, Destutt de Tracy creó un campo de conocimientos y análisis de las ideas que llamó “ideología”. Quedó registrado que Napoleón se refería despectivamente hacia ellas como “ideólogas e ideólogos”.

Más tarde, Marx y luego Mannheim retomaron y reformularon el concepto de ideología como enmascaramiento, ocultamiento de la realidad y con algunas variantes mantuvieron ese matiz negativo. En todo caso, hasta nuestros días existe esta aparente dicotomía entre “el científico” y “el político” como un dilema de hierro por el cual personas u organizaciones pareciera que siempre tienen que transitar: dedicarse a la acción a costa de la reflexión y viceversa.

En nuestras clases Agulla se refería a comentarios de Ortega y Gasset respecto de Mannheim. Argumentaba Ortega que Karl Mannheim no pudo ampliar sus ideas, y superarlas sin caer en falsos dilemas, simplemente porque no conocía el castellano. En nuestra lengua, decía el autor español, existe una palabra que evita el absurdo de contraponer las ideas a la acción ya que ambas son intrínsecas a una estructura común. Esta palabra es Ideario.

Un ideario es un marco de valores y principios explícitos unido a líneas de acción para lograrlo. Un ideario declara principios, promueve la acción alineada con esos valores pero da amplio margen para que se sigan diferentes modalidades y caminos en su consecución. Un ideario es una plataforma muy simple pero muy poderosa para la transformación social. Agulla decía, siguiendo a Roa Bastos, que un ideario es “una utopía posible” donde se unen valores, visión y acción positiva.

En otras palabras, Juan Carlos Agulla subrayaba que en un ideario se reúnen valores,y visión... pero se agrega una propuesta de acción positiva. Un ideario declara principios, promueve la acción alineada con esos valores pero ofrece un amplio margen para que se sigan diferentes modalidades y caminos en su consecución.

Ver algo de la problemática de la ideología y los valores en las entidades sociales: OrganizacionesSocialesIdeologiaIdeario


Volver a:

EnciclopediaRelacionalDinamica: Ideario (última edición 2019-08-14 15:41:44 efectuada por MercedesJones)